Calidad microbiológica de alimentos

CALIDAD MICROBIOLÓGICA DE ALIMENTOS

 

GENERALIDADES

 

El proyecto de calidad microbiológica de alimentos potencialmente peligrosos se generó en la COFEPRIS en el año 2003, con la participación de las entidades federativas.

El Laboratorio Estatal de Salud Pública ha reportado a COFEPRIS desde tiempo anterior, al inicio del Proyecto de Calidad Microbiológica de Alimentos Potencialmente Peligrosos, los resultados de muestreos realizados a diversos alimentos, incluyendo productos marinos, lácteos, cárnicos, ensaladas crudas y cocidas. Sin embargo, con fines de diagnóstico, en el 2003 se contempla el muestreo de alimentos que se desconocía su potencia de riesgos en el Estado, ya que no se analizaban y/o reportaban: huevo, carne cruda y chorizo.

Las enfermedades transmitidas por alimentos (ETA’s) en la actualidad constituyen un problema de salud pública de gran importancia las cuales afectan a toda la población, aunque existen grupos de riesgo mas vulnerables como los niños y ancianos.

La vigilancia y el control sanitario de los alimentos son 2 aspectos importantes para lograr que se alcancen y mantengan los atributos propios de un alimento de buena calidad sanitaria, como la prevención de su deterioro, así como reducir la incidencia de ETA’s. Mediante el stablecimiento de basales de contaminación de alimentos potencialmente peligrosos. Para;

1. Determinar los porcentajes de contaminación microbiológica de productos cárnicos, lácteos, de la pesca, alimentos preparados, agua envasada y hielo para consumo humano.

2. Conocer la incidencia de patógenos en alimentos.

3. Conocer el porcentaje de cumplimiento de verificación de los establecimientos.

4. Difundir material a través de trípticos, carteles, mantas, folletos u otros medios publicitarios referente al manejo, conservación y enfermedades transmitidas por alimentos.

 

POLITICAS DE OPERACIÓN:

 

En la Dirección de Protección Contra Riesgos Sanitarios se realiza la recepción de la información del proyecto.

La información se procesa y se envía a la COFEPRIS en México, a través de un sistema de información.

Las jurisdicciones realizan diferentes actividades como verificación de todos los establecimientos que procesan y expenden alimentos, así como muestreo de los productos, los cuales son llevados para su análisis microbiológico y fisicoquímico al Laboratorio Estatal de Salud Pública.

El dictamen de los establecimientos, productos y servicios se realiza posteriormente por parte de las jurisdicciones en el área correspondiente. Asimismo se realizan supervisiones al interior del Estado y ocasionalmente muestreos y verificaciones en este rubro.

Una vez emitido el dictamen se procede a notificar al usuario o dueño del establecimiento los resultados de la visita de verificación o de la toma de muestra, y se le da un plazo para la corrección de las anomalías detectadas.